Páginas

martes, 20 de julio de 2010

La situación con Bellver se complica


Si tiras mucho de un hilo puede llegar a romperse. Y si de lo que tiras es de la paciencia de una persona, pues puede llegar a cansarse. Lo comentábamos en el Blog el domingo pasado (aquí) y hoy vuelve a salir a la palestra, Mariano Bellver ha dado un ultimatum a las administraciones, si en mayo del año que viene no está resuelto el galimatías sobre su colección y se ha celebrado una exposición con sus obras en el Bellas Artes, se acabó lo que se daba y romperá las negociaciones.
.
Sevilla se juega mucho y los políticos no están dando la talla. Pueden excusarse en que la burocracia es lenta, que no hay dinero y mil y una minucias más, pero la única verdad es que lo que falta en todo este asunto es voluntad de hacer las cosas bien. Han pasado siete años desde que Bellver anunciara que regalaba su importante colección a la ciudad de Sevilla. ¿No ha habido tiempo para firmar un convenio? ¿Tanto cuesta sentarse y decidir qué se va a hacer con las obras? Seguramente no, pero no hay voluntad. Igual que no la hubo con el Museo Thyssen que podríamos tener en Sevilla, igual que no la hubo durante años y años con la colección de cerámica de Vicente Carranza y otras historias similares.
.
Mientras la Junta de Andalucía se lava las manos con este asunto, la delegada de Cultura insiste en que la negociación sigue adelante y que antes de que acabe la legislatura se habrá creado una Fundación que gestione el patrimonio de Bellver. Algo que nos llama mucho la atención es que se haga tanta referencia a que Bellver quiere exponer todas las obras y que ello no es posible por espacio. Volvemos a lo de siempre, estamos hablando de la ampliación del Museo de Bellas Artes supuestamente para que no tenga problemas de espacio y antes de llevar a cabo la obra ya nos dicen que no hay espacio para exponer esta colección. ¿Entonces, no será que la ampliación no es tan buena y estupenda como nos quieren hacer ver? ¿Qué pasará si otra persona decide donar una colección al Bellas Artes?
.
Aquí puedes leer más información sobre Mariano Bellver y su colección
.

2 comentarios:

Boro dijo...

No quiero quitar importancia al esfuerzo ni a la generosidad del señor Bellver por su donación y pos su esfuerzo por aportar obras maestras del XIX de las que a lo mejor carecen los fondos del museo, pero es que muchos coleccionistas se enrocan en determinadas clasusulas al hacer donaciones que simplemente no tienen cabida en un museo de bellas artes, no se puede mostrar todo, el señor Bellver quiere que toda su donación este a la vista, telas, ceramicas, abanicos y cuadros y el museo de Bellas artes tiene un hilo argumental donde no cabe todo. La donación parece más encaminada a formar una casa museo del tipo de la cerralbo en Madrid y a lo mejor eso es lo que se debiera hacer y no integrar su colección el Bellas Artes

Culturadesevilla dijo...

Soy de tu misma opinión, Boro. Evidentemente no se pueden mostrar las 300 y pico piezas a la vez en el Museo, más que nada porque habrá cosas que no merezca la pena que estén expuestas o que se salgan del discurso expositivo marcado en el Bellas Artes.

Eso es algo que debe comprender Bellver. Pero también es cierto que este tema se debería haber abordado hace años, cuando él se ofreció a donar su colección, de nada sirve decirle que sí durante años mientras se postpone una y otra vez la cesión para que ahora, siete años después, se le pongan reparos a la donación. Se supone que estamos hablando de gente que entiende de temas burocráticos y que debería saber abordar estas cuestiones.

Si Bellver lo que quiere es crear una casa museo, pues debería ser una iniciativa privada la que lo llevara a cabo, si su intención es ceder las obras al Bellas Artes debe asumir que será el Museo quién gestione esas obras y decida qué se debe exponer y qué debe pasar a los fondos.

Un saludo!