Páginas

domingo, 5 de julio de 2015

La primera inauguración de Espadas


Prácticamente hace cuatro años desde que acabaron las obras de remodelación del balcón-mirador de la calle Betis, una obra que se financió con el Plan E del Gobierno de Zapatero y que heredó recién terminada el anterior alcalde. Cuatro años en los que no sólo no se ha abierto a la ciudadanía, sino que incluso hubo un intento de privatización del espacio para destinar a terraza con veladores lo que se concibió como zona verde siguiendo esa idea de que para poner en valor un espacio es imprescindible que se instale un bar.



Con el proyecto terminado, el nuevo alcalde, Juan Espadas, bien podría tomar la decisión de abrirlo al público tal cual está, sin quioscos ni veladores, para que sevillanos y visitantes puedan disfrutar de la única zona verde pública que hay en la calle Betis. En esta nueva etapa municipal, el interés general debería primar por encima del particular y una obra que fue planteada como espacio ciudadano no debería ser mercantilizado y privatizado con los invasivos veladores que todo lo ocupan en nuestro centro histórico. Ojalá pronto podamos disfrutar de un espacio incomprensiblemente vedado a la ciudadanía por el anterior equipo de Gobierno.

No hay comentarios: