Páginas

viernes, 22 de mayo de 2015

Resultados de la encuesta sobre la valoración de estos cuatro años de Gobierno municipal

En apenas dos días estaremos votando quién queremos que nos gobierne en Sevilla durante los próximos cuatro años. El partido ya no se juega entre los que están y el equipo contrario, sino que hay todo un abanico de posibilidades que vaticinan muchísimo diálogo a partir de ahora. Todo apunta a que se ha terminado la época de las mayorías absolutas y los ciudadanos debemos habituarnos a ver cómo diferentes partidos se ponen de acuerdo para poder sacar adelante un proyecto de ciudad, de comunidad autónoma o de país. Enrocarse en "o gobierno yo o gobiernas contra mí" no sólo carece ya de sentido, sino que impedirá que nuestro país crezca de manera sostenible sin dejarse a nadie atrás.

Para conocer la opinión de nuestros lectores, pusimos en marcha hace un mes una encuesta en la que se reflejaban diferentes opiniones que, en estos últimos meses, hemos podido escuchar y leer. Seguramente se quedó fuera alguna opción, pero se intentó llegar al máximo número de sensaciones.


Los resultados sobre estos cuatro años de Gobierno del Partido Popular según vuestra participación han sido los siguientes. Del total de votos (135) la opción más elegida ha sido la de que "Sevilla necesita un cambio en su forma de hacer política" con un 37% de los votos (51 de 135 totales). Esta mayoría refleja el momento que estamos viviendo en el que ciudadanos de todos los partidos políticos y de todos los estamentos sociales están pidiendo un cambio que acerque las instituciones a la ciudadanía y a los problemas reales. Los escándalos de corrupción y los problemas que muchos millones de españoles están sufriendo han despertado el sentimiento de que hay que hacer las cosas de otra forma. Habrá quien pida cambios hacia su propio partido y quien opte por un cambio radical que acabe con el bipartidismo imperante desde hace décadas, pero los políticos no pueden seguir haciendo las cosas como hasta ahora.

Frente a esta opción más genérica, el resto de opiniones se muestran más o menos contentas con el proceder del actual equipo de gobierno con Juan Ignacio Zoido a la cabeza. Un 22% de los votos (30 de 135) valora que la gestión ha sido "nefasta y se han perdido cuatro años" para el progreso de la ciudad. Del mismo modo un 17% (23 de 135 votos) opinan que Zoido "ha hecho lo que ha podido con la situación heredada de los gobiernos anteriores". Vemos que el mensaje del alcalde de que la ciudad estaba a punto de la bancarrota y que si no se ha hecho más es porque no había dinero para ello ha calado en un buen número de nuestros lectores. Un 9% (13 de 135 votos) cree que "Sevilla está exactamente igual que hace cuatro años"; para bien o para mal, la ciudad ni ha mejorado ni ha empeorado. Es un porcentaje bajo de votos, pero llama la atención que haya personas que consideren que el tiempo no ha pasado en la ciudad en estos últimos cuatro años, como si se hubiera quedado congelada en la historia.

Por último, un 8% (12 de 135 votos) considera que hemos retrocedido con respecto a 2011 cuando ganó las elecciones Zoido mientras que apenas un 4% (6 de 135 votos) cree que su gestión ha sido "magnífica y que Sevilla ha dado un salto cualitativo" desde el cambio de Gobierno.

Si analizamos de forma conjunta los datos, vemos que una gran mayoría de los participantes quieren un cambio (37%, 51 de 135 votos), un 30% (42 de 135 votos) manifiesta no estar contento con la política llevada a cabo por Zoido y un 21% (29 de 135 votos) o bien está muy contento con su gestión o bien considera que de haber vivido en otras circunstancias, Zoido hubiera hecho mucho más durante estos cuatro años. Si sumamos los que quieren un cambio con los que no están de acuerdo con el gobierno de Zoido, obtenemos un 67% (93 de 135 votos) que, probablemente este domingo opte por darle su confianza a otros partidos. Sin duda es un porcentaje muy elevado que, ya veremos si se corresponde con los resultados electorales del próximo 24 de mayo.

Tan sólo queda agradeceros a todos vuestra participación y animaros a acudir a las urnas el próximo domingo sea cual sea vuestra intención de voto. En unos momentos tan difíciles como los que estamos viviendo y cuando nuestro poder democrático apenas reside en ir a los colegios electorales cada cuatro años, tenemos una gran responsabilidad con nuestra ciudad. Han sido cuatro años de un modelo de ciudad, ahora nos toca decidir si estamos conformes con lo que se ha hecho o queremos darle la oportunidad a otras personas. Lo que sí queda muy claro es que la forma de hacer política tiene que cambiar antes o después, la segunda transición está en marcha y de nosotros depende nuestro futuro como ciudad, región y país.

1 comentario:

mari carmen garcia franconetti dijo...

Muy buena entrada, Sergio.
¡Ojalá el domingo por la noche tengamos un buen Gobierno!
Esto que expongo parece muy deseable y lógico pero, sobre todo, ¡Parece un milagro!
Te felicito por tu labor. Dios quiera que no te canses...
Un abrazo.
M.C.