Páginas

miércoles, 7 de diciembre de 2011

Bellver se cansa de esperar y se rinde ante Cajasol


Ni al Museo de Bellas Artes ni a un edificio cedido por el Ayuntamiento de Sevilla, finalmente las más de trescientas obras que Mariano Bellver quiere ceder a la ciudad se mostrarán, seguramente, en el edificio que Cajasol posee en la calle Sierpes. Con 85 años, el coleccionista se ha cansado de que las administraciones no muestren interés alguno en solucionar la cesión y finalmente ha dado por cerrado ese camino. Sin embargo, la ilusión porque su colección de arte decimonónico se quede en Sevilla no decae y Bellver ha iniciado contactos con otras instituciones que sí estuvieran interesadas en exponer las piezas. Cajasol parece ser la entidad que ha recogido el guante, asumiendo la colección como parte del contenido que albergará el futuro museo que plantean diseñar en la histórica cárcel de la calle Sierpes, un edificio que tras las fusiones recientes, podrá ser destinado a equipamiento cultural.


Según adelanta El Correo de Andalucía, la firma podría estar muy cercana pudiéndose incluso cerrar el acuerdo antes de final de año con vistas a que en 2012 abra sus puertas el nuevo museo. Desde Cultura de Sevilla sólo podemos congratularnos por esta noticia si finalmente se confirma. Siempre he pensado que la opción del Bellas Artes no era la más apropiada por hipotecar en exceso la futura ampliación al palacio de Monsalves, un edificio que a duras penas podrá contener todo lo que se pretende ubicar en él. El nuevo museo que plantea Cajasol no sólo tendrá una ubicación excelente, en plena calle Sierpes, sino que servirá de nexo entre la zona más monumental (Catedral y Alcázares) y el nuevo referente turístico del centro histórico, el Metropol Parasol, distribuyendo los flujos de visitantes adentrándolos en la ciudad más allá de Plaza Nueva.


4 comentarios:

Maese Maesa dijo...

Es emocionante la epopeya que este señor está viviendo por querer donar la colección a la ciudad.

En este sentido, es una gran noticia que por fin vaya a conseguirlo y pueda disfrutar de su tarea cumplida.

El punto negativo es el hecho de que finalmente no sea estrictamente a los sevillanos a los que nos regale la colección, sino que esta quede en manos de una entidad privada. Aunque es evidente que eso no es culpa de Bellver ni de Cajasol, ni de los sevillanos...

Lo que más me sorprende es que se hable de abrir el museo ya el año que viene. ¿No estaba supeditada su apertura al traslado de las oficinas a la Torre?

En cualquier caso, es una fenomenal noticia que ojalá se concrete pronto.

Culturadesevilla dijo...

A mí también me llamó la atención que se anuncie para 2012. La explicación que le encuentro es que tras la creación de Banca Cívica, quizás no sea necesario contar con tantas sedes institucionales en Sevilla. Ahora mismo además del edificio de Sierpes, está el de Plaza San Francisco y el de Martín Villa. Quizás no necesiten tantos metros cuadrados de oficinas.

Saludos!

mataiotes dijo...

A mí esta noticia no me acaba de convencer, hay algo que me escama en ella. Me explico, esto me recuerda a cuando el Corte Inglés restauró la casa de los Pinelo para hacerse perdonar la atrocidad de la Plaza del Duque. Del mismo modo me parece que Cajasol está intentando reconciliarse con una parte de la ciudad que está en contra de su torre en Chapina promoviendo el museo Bellver. Y aquí es donde nace mi duda ¿Si la torre Pelli es paralizada, se irá al traste el museo Bellver-Cajasol?
Sería muy triste. Además me llama la atención que esta noticia sólo la da El Correo de Andalucía, diario muy próximo a Cajasol y nada crítico con la torre Pelli. No sé por qué algo no me huele bien en esta historia.

Culturadesevilla dijo...

Hispalense, (a partir de ahora, te llamaré 'mataiotes' para no liarnos), estoy de acuerdo contigo en que El Correo de Andalucía goza de unos privilegios que no tienen otros medios y se enteran de las cosas antes que nadie por sus buenas relaciones con determinados dirigentes.

En cuanto a Cajasol, sea por sentimiento de culpa o no, si el edificio de Sierpes se convierte en un gran centro cultural, la que sale ganando es Sevilla. Ten en cuenta que si el Caixaforum sigue adelante en las Atarazanas, se convertirá, seguramente, en el mejor centro cultural de la ciudad y eso sí que le podría hacer muchísimo daño a Cajasol. Hasta ahora, Cajasol se ha centrado demasiado en lo local sin tener apenas "competencia" pero la llegada de La Caixa podría inclinar la balanza hacia los nuevos dejando a Cajasol en la cuneta.

Saludos!