Páginas

martes, 14 de diciembre de 2010

El Alfonso XIII cerrará sus puertas para una profunda remodelación

El Hotel Alfonso XIII cerrará sus puestas a mediados del año que viene para afrontar una profunda remodelación que lo dote de las últimas tecnologías para poder seguir contando con la categoría de Cinco Estrellas Gran Lujo.
.
El hotel por excelencia de la ciudad conservará parte de su encanto heredado de la Exposición Iberoamericana de 1929, cuando fue construido. Sin embargo, aquellas habitaciones con ambientes castellanos y barrocos serán sustituidas por una nueva temática de estilo taurino y andaluz. Éste cambio nos parece un tremendo error. Para empezar, la estética del Hotel es precisamente lo que le da prestigio internacional, además de ser un patrimonio conservado durante ochenta años. Eliminar determinada decoración por el simple capricho de hacerlo "más andaluz" es completamente absurdo y más cuando se recurre a los tópicos como lo del "estilo taurino". ¿Qué es el estilo taurino? ¿Realmente esa es la imagen que queremos dar a nuestros visitantes? Independientemente de que la reforma sea más o menos legal en función de nuestra legislación sobre Patrimonio Histórico, si lo que de verdad se quiere es dar una imagen más moderna y vanguardista, se debería optar por un diseño actual que, pudiendo preservar la identidad andaluza, no tiene por qué ser "taurino".
.
Fuente: ABC
.

4 comentarios:

Juanan dijo...

Da verdadero miedo. Estaremos de acuerdo en que el hotel Alfonso XIII es ecléctico, tanto si nos gusta como si no. Es un edificio bien mantenido y en uso; ponerse ahora a cambiar unos estilos por otros (sean "taurinos" o "actuales") no parece estar motivado por algo más que el capricho de administradores y clientes. En el mejor de los casos, el cambio de estilo sea simplemente por abaratar costes, quién sabe.

Hispalense dijo...

¿y la comisión del patrimonio no tiene nada que decir ante esto? Además lo de contraponer lo castellano y lo barroco frente a lo andaluz es una estupidez. A mí me huele que lo que quieren es atraerse al público taurino de la ciudad a la manera de lo que era hasta ahora el hotel Colón. Pues me parece a mí que lo mejor es que el hotel Colón siga siendo el hotel taurino por antonomasia y que dejen tranquilo al Alfonso XIII con su personalidad.

Culturadesevilla dijo...

Yo no logro entender cómo para unos casos la Comisión de Patrimonio es tan escrupulosa (aunque suele depender de quién ejecute la obra) y para otros den carta libre a las reformas que cada uno quiera. Desconozco si el proyecto aún debe pasar por la Comisión, si es así, ojalá pongan las objeciones oportunas porque igual de Patrimonio es el Alfonso XIII que la Catedral.

Un saludo!

Edward dijo...

Vuelvo a dejar mis comentarios por aqui...y además por un tema estrella, ya que por temas profesionales conozco perfectamente las necesidades del Hotel.

Por un lado decir que el estado de mantenimiento del edificio deja muchísimo que desear (podría habldar largo y tendido). La reforma le hace falta urgentemente.

En cuanto al estilo si bien caer en modas es peligroso (ahí está el ejemplo del Hotel Colón),decir que parte de la decoración que se plantea suprimir o reformar, no es original del edificio, si no del "lavado de cara" que se le hizo para la expo 92.

Un abrazo!!