Páginas

domingo, 14 de noviembre de 2010

¿Qué construirías en el solar de la Alameda de Hércules?

.
Hace tiempo que quería tratar este tema en el Blog y la noticia de la construcción en el único solar que quedaba libre en la Alameda de Hércules es la excusa perfecta para que lo debatamos.
.
La Comisión Local de Patrimonio ha dado su visto bueno para que se inicie la construcción de un nuevo edificio en el solar que existe entre la Alameda de Hércules y la calle Amor de Dios. Por lo visto el tema viene de antiguo por el conflicto entre Ayuntamiento y propietarios, con proceso de expropiación incluido. A pesar de que no es el mejor momento para iniciar una obra y seguramente pasará un tiempo hasta que volvamos a saber algo del tema, la delicada ubicación del futuro inmueble nos invita a debatir sobre qué tipo de edificio se construirá. De momento sólo sabemos que tendrá tres plantas y locales comerciales en su parte inferior.
.
.
Al margen de que nos hubiera gustado otro tipo de equipamiento en ese solar (cultural o social, ambos encajarían a la perfección en la nueva Alameda) nos gustaría saber qué tipo de edificio colocaríais en este enclave. Como vemos en la imagen superior se trata de un solar bastante amplio, de esquina y que dominará todo el sector sur de la Alameda. Las opciones son claras, o bien se opta por un edificio sobrio, de líneas sencillas y que imite en parte al caserío de alrededor, o bien se podría apovechar esta oportunidad para construir un interesante ejemplo de arquitectura contemporánea. No tiene que ser un carísimo proyecto de autor, pero sí creemos que es la ocasión perfecta para dotar a nuestro centro histórico de un nuevo edificio que aporte más valor a nuestro Patrimonio.
.
La foto que os traemos como complemento de la noticia es un render del edificio Artklass que se construye en la Plaza de Euskadi, en Bilbao. Se trata de una obra del arquitecto Robert Krier y como se ve en la imagen el diseño se inspira en elementos arquitectónicos de gran herencia histórica como las cúpulas, frontones, columnas y esculturas. Para que os hagáis una idea, el edificio se encuentra junto a la Torre Iberdrola y frente al Museo de Bellas Artes, en pleno ensanche bilbaíno.
.
¿Qué opináis, deberíamos construir un edificio contemporáneo que rompa con el caserío tradicional pero respetándolo? ¿O quizás sería más acorde un edificio que dialogue estilísticamente con lo que ya hay en la Alameda? ¿Os gusta el edificio de Robert Krier para Bilbao? Esperamos vuestras opiniones.
.
Imagen superior de Google Maps
.

9 comentarios:

Pfunes dijo...

Personalmente creo que debería hacerse un edificio que dialogue con el caserío sevillano en su propio lenguaje, o un elemento tan sumamente depurado que lo haga neutral, máxime si va a ser un edificio privado. Aparte creo que la Alameda tiene un magnífico espacio cultural en la Casa de las Sirenas y que el problema está en saber aprovechar ese inmenso caserío.

Al respecto del edificio de Krier, creo que ha pretendido hacer un edificio que se exprese con el mayor número de "expresiones arquitecónicas" bilbaínas y el resultado final ha sido un poco batiburrillo. Demasiadas voces hablando a la vez.

No se puede romper con la tradición y respetarla. En el momento que la rompes estás creando algo nuevo que por propia definición quiere ser diferente y sobresalirse de ésta. Es cierto que el actual caserío sevillano es un producto en su mayoría posterior a la exposición del 29 y que muchas mentes calenturientas sueñan con su demolición y su vanidosa sustitución por otros modernos (para que dentro de 80 años otros arquitectos más vanidosos que ellos puedan decir y hacer lo mismo).

Creo que un ejemplo de buen hacer y de respeto al caserío sevillano lo encontramos en la obra de D. Rafael Manzano. Si sabemos ver su arquitectura con una visión amplia, insertada en la continuidad de la tradición, seremos capaces de superar la estrechez de miras moderna que como si de un nuevo dogmatismo académico desprecia cuanto ignora calificándolo como pastiche.

Un saludo.

Juanan dijo...

Yo construiría un edificio de apartamentos para estudiantes de tres plantas más la planta baja, que ocuparía con locales comerciales y soportales. Los apartamentos de estudiantes serían pequeños, como para una persona, pero estarían apoyados por zonas comunes, algo como los Kot de Bélgica. Son necesarias viviendas de este tipo, sobre todo aquí que está relativamente cerca de facultades de la Universidad, y en una zona de ocio juvenil.

Sobre el lenguaje del edificio, optaría por usar con sobriedad los elementos más característicos del caserío sevillano: muros blancos, huecos rectangulares con una moderada relación de vano/macizo, balcón escueto y guardapolvos, cornisas sencillas y recuperar las cubiertas inclinadas de teja que se empezaron a perder a principios de siglo XX.

Culturadesevilla dijo...

@ Pfunes: Cuando hablo de romper con el caserío pero respetándolo me refiero a que mantenga el juego de volúmenes pero con un lenguaje contemporáneo. Por ejemplo, la Comisaría de la Alameda, para mí respeta los volúmenes y dialoga bien con los edificios colindantes, pero no imita nada.

En cuanto a Rafael Manzano, creo que ya te comenté en su día que no comulgo mucho con las ideas y el trabajo de este señor, pero bueno, sobre gustos... jeje.

@Juanan: La vivienda para jóvenes y estudiantes es un tema pendiente no sólo en Sevilla, sino en toda España. Lo que propones es muy interesante y creo que las administraciones deberían empezar a abrirse a nuevas ideas y formas de vida, viendo lo que funciona en otros países y aplicándolo con los necesarios cambios en nuestro país. Mientras sigamos empeñados en mantener planteamientos que a todas luces son arcaicos, España seguirá siendo un país más atrasado que sus vecinos europeos.

Saludos!

Maese dijo...

A mí me encantaría que construyeran en ese solar un edificio que no se limitase a sumarse a lo ya existente y por lo tanto no aportara nada nuevo, es decir, un edificio de camuflaje. No me importaría que fuera un edificio que utilice el lenguaje tradicional siempre y cuando añade alguna interpretación o matiz al mismo. Tampoco veo mal un edificio de lenguaje más neutro, pero de nuevo, que no aburra, que añada valores a lo que ya hay.

Por otro lado, con respecto a lo que ha dicho Pfunes sobre el clasicismo en la arquitectura, mi humilde opinión es que cada tiempo aporta algo diferente. Igual que en la Sevilla del 29 hubo el Regionalismo, que surgió de forma natural y creo que coherente con la arquitectura y la sociedad de su momento en la ciudad, en la Sevilla de hoy en día debería construirse de acuerdo con los tiempos que corren y no con los pasados, porque me parece lo lógico y además, porque así es como se han construido las ciudades clásicamente, y por eso el campanario de la Giralda no es estilo almohade. Otra cosa es el respeto y la armonía con lo ya existente, que creo que sí debería ser fundamental.
Saludos.

2010? dijo...

Entonces deberiamos de vestir como hace 100 años...(por ejemplo).

Estoy de acuerdo con Maese, deberíamos de dejar que se note en que momento estamos, exactamente en 2010, y hacer algo acorde a tal fecha.

Juanan dijo...

A mi juicio, lo natural sería que la arquitectura que se levantase ahí fuera consecuente con el clima, la identidad y el lenguaje del entorno. Lo natural sería aquello que los sevillanos buscan en el pastiche de la periferia porque la arquitectura de calidad sevillana no se lo da, demasiado absorta en el manido desarrollismo y una mal entendida contemporaneidad como para reconocer sus valores culturales y ambientales.

Sevalber dijo...

Me llama poderosamente la atención cómo se ha convertido la Alameda en un entorno mediático, hasta el punto de que aparece en los medios una noticia porque sólo queda un solar vacío... debe ser el último recodo del intenso proceso de gentrificación que ha sufrido la Alameda, y en general el conjunto del Casco Norte. Ya quisiera yo esa preocupación por mi calle ...

Y en cuanto al estilo de lo que ahí se construya, me quedo con esta frase del gran maestro Alvar Aalto: "El único objetivo correcto de la arquitectura es construir con naturalidad. Todo lo superfluo se afeará con el tiempo".

Que así sea.

Saludos.

Anónimo dijo...

El edificio Artklass está bien... si se hubiese hecho hace 200 años. Hay que edificar conforme a la edad en la que vivimos, dialogando con el entorno y las connotaciones que posee la ciudad.
Para respetar la trama y la piel del casco histórico ya están los edificios protegidos.

Patricia dijo...

Umm, cuántas opiniones! A mí me gusta la idea de edificios para estudiantes, aunque si el edificio ha de ser privado, creo que esto se va a quedar para otro espacio.

En Munich reutilizaron las viviendas para deportistas de las olimpiadas del 72 para viviendas de estudiantes, creo que gestionadas por la facultad, no estoy segura. Algo así sería estupendo, un barrio entero para estudiantes no?

http://driftwood.librodenotas.com/cuaderno/703/en-la-villa-olimpica