Páginas

lunes, 1 de noviembre de 2010

Cultura de Sevilla visita el taller de Patricia Iglesias

Patricia nos recibe en su estudio con una gran sonrisa y algo nerviosa, vamos a tener el privilegio de conocer su rincón, el lugar donde trabaja y da rienda suelta a su creatividad. Entre multitud de herramientas de trabajo asoman varias obras en las que está trabajando y en seguida nos llaman la atención los ojos verdes de Noelia, la protagonista de nuestra obra del mes. El retrato de Noelia surge de la nada, no había una idea previa, fue un trabajo de clase que evolucionó hasta tener alma propia. Patricia nos cuenta que para llevar a cabo el retrato tomó una fotografía de su amiga (no la iba a tener sentada durante horas a la pobre) y de la fotografía surgió el cuadro. Licenciada en Escultura, Patricia no se define como escultora ni como artista, una palabra que le crea controversia, sino como una persona que busca una forma de expresarse.
.
Le preguntamos si la obra de arte nace tras una idea que luego es plasmada de forma material o si el día a día le sugiere lo que posteriormente se convertirá en arte. Titubea. Todo se queda en su cabeza, se mezcla en ella, el artista es como una esponja que absorbe cuanto tiene alrededor y de repente, necesita plasmarlo. Volvemos a Noelia, la fotografía mostraba una pared blanca de fondo, el jersey de la retratada era marrón, sin embargo en el cuadro predomina el verde, lo inunda todo. ¿Por qué? “Conforme iba pintando, el cuadro me pedía el verde, no sé si por los ojos de Noelia, por su personalidad… sólo sabía que tenía que poner más verde”. Y el resultado es el cuadro que tenemos ante nosotros, una mujer compleja, difícil de encasillar en un primer encuentro, tras sus ojos se esconde una personalidad fuerte que Patricia ha querido plasmar en su cuadro.
.
Patricia es escultora, o al menos eso pone en su título, pero ella se define como aprendiz, no quiere encasillarse en un estilo o una técnica, siempre está aprendiendo y se lanza a la aventura en cada obra, descubriendo nuevas técnicas, trabajando durante horas en una obra que se le resiste pero que termina dominando. Ahora mismo por ejemplo trabaja en un Belén para el que ha tenido que aprender a sacar moldes de escayola con el fin de reproducir el modelo original de barro. ¿Cuál te gusta más, ésta o ésta? Nos dice enseñándonos dos coronas diferentes para las figuras principales del Nacimiento. Patricia está abierta a ideas nuevas, a otras opiniones, siempre en constante aprendizaje porque nunca terminamos de saberlo todo… y menos mal, porque sería aburridísimo pasar el resto de tu vida sin aprender absolutamente nada nuevo.
.
El oficio creativo es duro, sólo unos pocos consiguen vivir de ello, los demás tienen que compaginar la creación artística con otro trabajo que les permita seguir creando. Las tardes son para su taller, aquí es donde realmente se siente ella misma y donde se pasa las horas retocando un pie que no le termina de convencer o fijando una escultura a su peana, una peana que ha tardado meses en encontrar pero cuya búsqueda ha terminado por fin. Ahora la obra estará completa. Le preguntamos por el título de la escultura, se queda pensando… “Sol” la llama, pero no está muy segura, ¿por qué hay que ponerle un nombre? Así es mucho más fácil para el que se acerca a la obra de arte sin saber qué se va a encontrar, le contestamos. “La obra de arte es como una ventana, habrá quien se pare a mirar el horizonte y quién se quede en algo más cercano”, lo importante es asomarse, descubrir un mundo que te estás perdiendo tras las cortinas y al que hay que enfrentarse sin miedos. Y sin prejuicios. ¿Es necesario explicar con cartelas la obra de arte? Muchas veces parecen saber más sobre una obra los críticos que escriben sobre ella que el propio artista al crearla.
.
El arte nace sin una razón, nace porque sí. ¿Para qué ponerle palabras? El que se sienta perdido agradecerá una explicación, nos dice. Pero, ¿no es mejor dejarse llevar y perderse? ¿Descubrir nuevos mundos gracias al arte? Patricia sigue su camino, ya sea con pintura, con barro o con aluminio, ella no se amedrenta ante nada, quiere conocer sus posibilidades, lo que puede ofrecerle cada material y técnica. Sólo hay algo que la obsesiona, el cuerpo humano, siempre presente en su obra… de momento, ya que el camino es largo y nunca sabes dónde acabarás. Mejor perderse y descubrirlo, ¿no?
.
Patricia Iglesias Orta (visita su Blog)
.
Este reportaje acompaña a nuestra Obra del mes de Noviembre "Retrato de Noelia" de Patricia Iglesias (enlace)
.

7 comentarios:

Nacho dijo...

Excelente artículo y muy bien redactado describiendo alguna de las inquietudes del artista. Enhorabuena al Blog por la redacción y mucha suerte para Patricia.

Culturadesevilla dijo...

Gracias Nacho!!

Ignacio Iglesias dijo...

Patri, ojalá con el tiempo tengas suerte y puedas terminar viviendo de lo que de verdad te gusta :)

Por otra parte, enhorabuena por el blog!

cansadousa dijo...

Puedo imaginar lo agradable que tuvo que ser esa visita.

Cuando una "aprendiz" dice que con sus obras quiere expresarse, me pregunto si eso ocurre siempre o sólo con las obras libres, no con las encargadas. Sería una pena que para alguien que siente tanto un trabajo, el hecho de ser un encargo le haga perder la magia.

La verdad es que piensa uno en todos los escultores, pintores, etc que no tenían a mano una cámara para ayudarse jeje ¿Alguien trabaja hoy día guardando la imagen en su cabeza? Debe ser duro pero reconfortante al ver el resultado.

No comparto, eso sí, la idea de no dar nombre a las obras, nunca me gustó eso de Sin Título, de... jejeje

Realmente, para mí la escultura es un Don, quizá más allá de lo que puede serlo la pintura. Cada vez que veo una obra como el Cristo de la foto pienso lo mismo. Mala suerte haber nacido manazas jeje.


Un saludo!

http://esasevilla.blogspot.com/

Culturadesevilla dijo...

A ver si Patricia se pasa por aquí y te contesta :) De todos modos te animo a que le envíes un correo o algo, es una chica la mar de simpática y seguro que te contesta a tus dudas :)

Un saludo!

Patricia dijo...

Hola! pues con todo esto del cuadro, he recuperado el texto explicativo que entregué con el mismo. Creo que quizás pueda responder alguna pregunta. Lo he publicado en mi blog, y podeis leerlo aquí si os intersa (es que es un poco largo para ponerlo en cultura de sevilla,jeje):

Retrato de Noelia

Jesús Publio dijo...

Enhorabuena por el blog . Me ha encantado la idea y el reportaje de Patricia , fresco , sincero, sencillo como probablemente la artista . Suerte en vuestra andadura!